Orange Observer | Horizon West resident creates 15th piece for Ripley’s Believe it or Not galleries

Mateo Blanco already has 14 pieces in Ripley’s Believe it or Not galleries. In January, he’ll add a another.
by: Jennifer Nesslar Reporter
mateo-blanco

HORIZON WEST In the Louisville Slugger Museum, a Ripley’s Believe it or Not gallery features a portrait of Jennifer Lawrence — made entirely from peanuts.

It’s the handiwork of Mateo Blanco, a Horizon West resident.

mateo-blanco-dolly-parton

The portrait is one of Blanco’s most visited and photographed works, but it’s not his only piece for Ripley museums.

In January 2017, his 15th piece for Ripley’s will debut at Ripley’s Believe it or Not! museum in Gatlinburg. The piece is a portrait of Dolly Parton, made with several pieces of fabric from his grandmother’s clothing. The artwork gives a nod to Parton’s song, “Coat of Many Colors.”

Blanco agrees to do portraits of those he respects as artists and people.

“I love people who give a positive image of the culture of the United States,” Blanco said. “She’s an iconic singer of the United States. I love the idea that she’s sang for many, many years. So many artists sing for just a few years. She proves that you can sing for many years if you work with love and passion.”

BLANCO’S STORY

Blanco refers to himself as a Colombian-American. He was born in Miami, but his family was from Colombia.

At a young age, Blanco returned to Colombia and spent most of his formative years there. After high school, Blanco moved back to the U.S., where he studied music at Florida Atlantic University.

Music was Blanco’s first artistic passion. He sang at the Opera House in Colombia and performed as a tenor at venues around Boca Raton.

One day, he received an invitation — from the White House. In 2003, he sang for both George H.W. Bush and George W. Bush.

After college, he moved to Atlanta to record an album, and he moved to Canada for a year. But he missed his country.

“Canada is beautiful, but I feel always I belong in the U.S,” he said. “I’m happy everywhere in the world, but I feel I am at home in the U.S.”

A friend, who knew Blanco loved the nature of Canada, suggested Blanco move to the Windermere area.

“I love Windermere,” he said. “It’s a lot of nature, and it’s peaceful. It’s the perfect place for an artist. Everyone is so respectful and friendly. I just love it.”

He was working as an art promoter when Edward Meyer at Ripley’s Believe it or Not! stopped him.

“Mateo, you love to promote art,” he said. “Why don’t you create your own artwork?”

Fifteen pieces later, Blanco is far from done.

Ultimately, he hopes to keep making portraits of artists who represent the U.S. well, those who are dedicated and humble. He is a big fan of Dolly Parton and hopes to meet her when she comes to the Ripley’s museum to sign Blanco’s work.

“The U.S. helped me to make all my dreams come true, and I want to create more dreams in art,” Blanco said. “I want to give a good image of the U.S. around the world.”

Dante and Oliver

mateo-blanco-art

His latest piece, Dante and Oliver, is for a private collection, but he wants Windermere residents to be the first to see it.

“I’d like to share it with everybody in Windermere because I know everyone in Windermere loves dogs,” he said.

The artwork, inspired from a photograph of two dogs standing on staircase, is made entirely out of black and white paper.

To connect with Mateo Blanco, visit mateoblanco.us.

Copyright © 2016 The Observer Group Inc., All Rights Reserved

El New York Times|La catedral de sal de Zipaquirá, reconocida por los libros Ripley en Miami

Mateo-Blanco-Edward-Meyer-Ripleys

La turística Catedral de Sal de Zipaquirá será incluida en la edición 2017 del libro Ripley, que reúne objetos, lugares y personajes extraordinarios de todo el mundo bajo el lema “Believe It or Not!” (Aunque usted no lo crea), el mismo de la popular historieta de la que toma el nombre.

Raúl Alfonso Galeano, gerente general de la antigua mina de sal situada a 200 metros de la superficie y convertida desde la década de lo años 50 en un templo católico, recibirá el 14 de agosto en Miami el certificado que incorpora ese lugar a la lista de elegidos por Ripley , informó a Efe Mateo Blanco, portavoz para asuntos relativos a América Latina de Ripley Entertainment.

“Es un lugar absolutamente mágico, una obra fantástica de Colombia para el mundo” , dijo Blanco, un tenor y artista plástico colombiano que realiza obras con materiales inusuales, como un retrato de la actriz Jennifer Lawrence hecho con maní que se exhibe en el Museo Slugger de Louisville, en Kentucky.

Blanco agregó que la Catedral de Sal de Zipaquirá, situada a unos 40 kilómetros de Bogotá y renovada en los años 90, es el lugar perfecto para destacar en los libros Ripley’s, porque tiene “el sello único, insólito y maravilloso” que los caracteriza .

Los libros Ripley recogen cada año con un enfoque muy gráfico y llamativo centenares de cosas, lugares y personajes que la organización cree que pueden llamar la atención de la gente en todo el mundo.

Además de la Catedral de Sal, el libro de 2017 incluirá algunos de los casi 80 objetos que Edward Meyer, vicepresidente de Exposiciones y Archivos del grupo fundado por Robert Ripley (1890-1949) hace 98 años, compró este año en Colombia, durante un recorrido por Medellín, Cartagena de Indias y Bogotá.

Meyer lleva casi 40 años recorriendo el mundo en busca de objetos insólitos , como lo hacía hasta su muerte en 1949 el dibujante Robert Ripley, quien supo captar el interés del ser humano por lo extraordinario en unas viñetas que se publicaban y divulgaban en medios de todo el mundo.

Ripley Entertainment, propiedad de un grupo canadiense, cuenta con 95 atracciones en una decena de países que son visitadas por más de 14 millones de personas al año, según dice su página web.

El libro Ripley de 2016, que acaba de ser publicado y cuenta con más de 250 páginas, muestra desde campeonatos en Irlanda para ver quien escupe más lejos una boñiga de oveja hasta una isla en Japón donde solo viven gatos y un zorro que por una ilusión óptica parece tener cabeza de mujer y predice el futuro a los visitantes de un zoológico en Pakistán.

Animales raros, como un loro que canta “heavy metal” y ya cuenta con cuatro discos, o un cerdo con dos cabezas, dos bocas y cuatro ojos, comparten protagonismo en el libro con personajes peculiares como una mujer colombiana que se clavó 2.500 agujas en la espalda, a modo de banderillas, para protestar contra las corridas de toros.

El libro incluye un capítulo dedicado al transporte, con toda clase de vehículos y medios de locomoción raros, otro centrado en proezas, con campeonatos, torneos y desafíos fuera de lo normal, y otro a obras artísticas que se salgan de lo convencional.

Capítulo aparte tiene también la comida y el libro concluye con uno que reúnen cosas que parecen imposibles.

El Nuevo Siglo |Este Domingo en Miami

Catedral de Zipaquirá ingresa al imperio de lo insólito

IMG_3873

Foto cortesía Ripley´s

Más de 60 años después de su muerte, sigue vivo el legado del gran emprendedor americano Robert Ripley. Como autoridad mundial de lo increíble, la empresa comparte sus inmensos archivos de lo insólito a través de libros, programas televisivos, productos, museos y todo un conglomerado de entretenimiento que le da la vuelta al planeta.

Miami es la ciudad escogida para reconocer esta maravilla de la arquitectura colombiana, por parte de la marca Believe It or Not! que se extiende por todos los formatos audiovisuales, con programas de TV en antena que le dan la vuelta al mundo, un sitio web de prestigio, y masiva presencia en las redes sociales. Más de 10 millones de personas han comprado los libros y publicaciones anuales de Ripley Entertainment.

"Nuestro próximo libro Ripley's 2017 será una de las publicaciones más fascinantes, de todas las que se han publicado hasta el momento, desde la primera edición en 1929. No solo se trata de un reconocimiento, vamos a dar a conocer la Catedral de Sal al mundo a través de nuestros libros y museos”, señala Mateo Blanco, portavoz para asuntos relativos a América Latina de Ripley Entertainment, quien hará entrega de la certificación que destaca este Patrimonio Histórico, Cultural y Religioso de Colombia entre las asombrosas recopilaciones que cada año realizan estos archivos, próximos a cumplir los cien años.

“En nuestro viaje a Colombia –agrega- encontramos personajes, historias, objetos y lugares maravillosos como la Catedral de Sal de Zipaquirá. Pero lo más maravilloso es su gente. Queremos educar de una manera divertida y lo más importante, mostrarle al mundo lo fantástico que es Colombia, transmitiendo siempre una imagen positiva de este país y de su gente”.

Por su parte, el alcalde del municipio y Presidente de la Junta Directiva de Catedral de Sal de Zipaquirá, Luis Alfonso Rodríguez Valbuenaaseguró que “El más reciente pronunciamiento del conglomerado Ripley Entertainment, anunciando la inclusión de nuestra querida Catedral de Sal de Zipaquirá, Primera Maravilla Turística de Colombia, en las publicaciones Believe It or Not! 2017, se constituye en un enorme privilegio de gran trascendencia para nuestro país y nuestra región, por la trascendencia que estos archivos alcanzan a lo largo de su historia”.

LA EVOLUCIÓN DE LA MARCA

Ripley Entertainment lleva cerca de 98 años liderando el sector del entretenimiento familiar. Las viñetas diarias Believe It or Not! que catapultaron a Ripley a la fama en 1920 siguen publicándose en cientos de periódicos en cerca de 40 países y decenas de idiomas. Mientras que sus 32 museos Ripley’s Believe It or Not! que albergan una colección de rarezas, se extienden por todo el planeta y han entretenido a cerca de 100 millones de personas desde 1933.

Los anuarios y libros de Ripley’s Believe It or Not! fascinan a millones de niños de hoy en día, del mismo modo que las viñetas cautivaron a la generación de sus abuelos durante la Gran Depresión.

Robert Ripley trasladó la marca de fama mundial Believe It or Not! a la radio, televisión, películas, libros, licencias y Odditoriums, un genuino imperio de lo insólito, bizarro e increíble.

La cita es este domingo, a las 11 a.m., en la Feria Colombia Trade Expo Miami 2016, en el stand de la Catedral de Sal. El alcalde de Zipaquirá, Luis Alfonso Rodríguez Valbuena, y Raúl Alfonso Galeano, Gerente de Catedral de Sal, reciben de manos de Mateo Blanco, representante de Ripley´s, el Certificado que destaca este importante monumento de los colombianos en los libros Believe It or Not! 2017.

El Colombiano|La catedral de sal de Zipaquirá, un lugar extraordinario para Ripley 2017

Mateo-Blanco-Ripleys-Colombia

EFE

La turística Catedral de Sal de Zipaquirá, en Colombia, será incluida en la edición 2017 del libro Ripley, que reúne objetos, lugares y personajes extraordinarios de todo el mundo bajo el lema “Believe It or Not!” (Aunque usted no lo crea), el mismo de la popular historieta de la que toma el nombre.

Raúl Alfonso Galeano, gerente general de la antigua mina de sal situada a 200 metros de la superficie y convertida desde la década de lo años 50 en un templo católico, recibirá el 14 de agosto en Miami el certificado que incorpora ese lugar a la lista de elegidos por Ripley, informó este miércoles a Efe Mateo Blanco, portavoz para asuntos relativos a América Latina de Ripley Entertainment.

“Es un lugar absolutamente mágico, una obra fantástica de Colombia para el mundo”, dijo Blanco, un tenor y artista plástico colombiano que realiza obras con materiales inusuales, como un retrato de la actriz Jennifer Lawrence hecho con maní que se exhibe en el Museo Slugger de Louisville, en Kentucky.

Blanco agregó que la Catedral de Sal de Zipaquirá, situada a unos 40 kilómetros de Bogotá y renovada en los años 90, es el lugar perfecto para destacar en los libros Ripley’s, porque tiene “el sello único, insólito y maravilloso” que los caracteriza.

Los libros Ripley recogen cada año con un enfoque muy gráfico y llamativo centenares de cosas, lugares y personajes que la organización cree que pueden llamar la atención de la gente en todo el mundo.

Además de la Catedral de Sal, el libro de 2017 incluirá algunos de los casi 80 objetos que Edward Meyer, vicepresidente de Exposiciones y Archivos del grupo fundado por Robert Ripley (1890-1949) hace 98 años, compró este año en Colombia, durante un recorrido por Medellín, Cartagena de Indias y Bogotá.

Meyer lleva casi 40 años recorriendo el mundo en busca de objetos insólitos, como lo hacía hasta su muerte en 1949 el dibujante Robert Ripley, quien supo captar el interés del ser humano por lo extraordinario en unas viñetas que se publicaban y divulgaban en medios de todo el mundo.

Hoy Ripley Entertainment, propiedad de un grupo canadiense, cuenta con 95 atracciones en una decena de países que son visitadas por más de 14 millones de personas al año, según dice su página web.

El libro Ripley de 2016, que acaba de ser publicado y cuenta con más de 250 páginas, muestra desde campeonatos en Irlanda para ver quien escupe más lejos una boñiga de oveja hasta una isla en Japón donde solo viven gatos y un zorro que por una ilusión óptica parece tener cabeza de mujer y predice el futuro a los visitantes de un zoológico en Pakistán.

Animales raros, como un loro que canta “heavy metal” y ya cuenta con cuatro discos, o un cerdo con dos cabezas, dos bocas y cuatro ojos, comparten protagonismo en el libro con personajes peculiares como una mujer colombiana que se clavó 2.500 agujas en la espalda, a modo de banderillas, para protestar contra las corridas de toros.

El libro incluye un capítulo dedicado al transporte, con toda clase de vehículos y medios de locomoción raros, otro centrado en proezas, con campeonatos, torneos y desafíos fuera de lo normal, y otro a obras artísticas que se salgan de lo convencional.

Capítulo aparte tiene también la comida y el libro concluye con uno que reúnen cosas que parecen imposibles.

COPYRIGHT © 2016 EL COLOMBIANO S.A. & CIA S.C.A. EL USO DE ESTE SITIO ESTÁ SOMETIDO, EN LO QUE SEA APLICABLE, A LOSTÉRMINOS Y CONDICIONES DE ELCOLOMBIANO.COM

El Nuevo Herald|Catedral de sal de Zipaquirá reconocida por los libros Ripley en Miami

Mateo-Blanco-Ripley's
 

EFE |W RADIO | La catedral de sal de Zipaquirá reconocida por los libros Ripley en Miami

La turística Catedral de Sal de Zipaquirá, en Colombia, será incluida en la edición 2017 del libro Ripley, que reúne objetos, lugares y personajes extraordinarios de todo el mundo bajo el lema "Believe It or Not!" (Aunque usted no lo crea), el mismo de la popular historieta de la que toma el nombre.

Mateo-Blanco

Miami (EE.UU.), 10 ago (EFE).- La turística Catedral de Sal de Zipaquirá, en Colombia, será incluida en la edición 2017 del libro Ripley, que reúne objetos, lugares y personajes extraordinarios de todo el mundo bajo el lema "Believe It or Not!" (Aunque usted no lo crea), el mismo de la popular historieta de la que toma el nombre.

Raúl Alfonso Galeano, gerente general de la antigua mina de sal situada a 200 metros de la superficie y convertida desde la década de lo años 50 en un templo católico, recibirá el 14 de agosto en Miami el certificado que incorpora ese lugar a la lista de elegidos por Ripley, informó hoy a Efe Mateo Blanco, portavoz para asuntos relativos a América Latina de Ripley Entertainment.

"Es un lugar absolutamente mágico, una obra fantástica de Colombia para el mundo", dijo Blanco, un tenor y artista plástico colombiano que realiza obras con materiales inusuales, como un retrato de la actriz Jennifer Lawrence hecho con maní que se exhibe en el Museo Slugger de Louisville, en Kentucky.

Blanco agregó que la Catedral de Sal de Zipaquirá, situada a unos 40 kilómetros de Bogotá y renovada en los años 90, es el lugar perfecto para destacar en los libros Ripley's, porque tiene "el sello único, insólito y maravilloso" que los caracteriza.

Los libros Ripley recogen cada año con un enfoque muy gráfico y llamativo centenares de cosas, lugares y personajes que la organización cree que pueden llamar la atención de la gente en todo el mundo.

Además de la Catedral de Sal, el libro de 2017 incluirá algunos de los casi 80 objetos que Edward Meyer, vicepresidente de Exposiciones y Archivos del grupo fundado por Robert Ripley (1890-1949) hace 98 años, compró este año en Colombia, durante un recorrido por Medellín, Cartagena de Indias y Bogotá.

Meyer lleva casi 40 años recorriendo el mundo en busca de objetos insólitos, como lo hacía hasta su muerte en 1949 el dibujante Robert Ripley, quien supo captar el interés del ser humano por lo extraordinario en unas viñetas que se publicaban y divulgaban en medios de todo el mundo.

Hoy Ripley Entertainment, propiedad de un grupo canadiense, cuenta con 95 atracciones en una decena de países que son visitadas por más de 14 millones de personas al año, según dice su página web.

El libro Ripley de 2016, que acaba de ser publicado y cuenta con más de 250 páginas, muestra desde campeonatos en Irlanda para ver quien escupe más lejos una boñiga de oveja hasta una isla en Japón donde solo viven gatos y un zorro que por una ilusión óptica parece tener cabeza de mujer y predice el futuro a los visitantes de un zoológico en Pakistán.

Animales raros, como un loro que canta "heavy metal" y ya cuenta con cuatro discos, o un cerdo con dos cabezas, dos bocas y cuatro ojos, comparten protagonismo en el libro con personajes peculiares como una mujer colombiana que se clavó 2.500 agujas en la espalda, a modo de banderillas, para protestar contra las corridas de toros.

El libro incluye un capítulo dedicado al transporte, con toda clase de vehículos y medios de locomoción raros, otro centrado en proezas, con campeonatos, torneos y desafíos fuera de lo normal, y otro a obras artísticas que se salgan de lo convencional.

Capítulo aparte tiene también la comida y el libro concluye con uno que reúnen cosas que parecen imposibles.

Agencia EFE 10/08/2016 – W-Radio

Teléfono rosa|La Catedral de Sal, en Ripley’s

El monumento arquitectónico de Zipaquirá estará en los libros 'Ripley's Believe It or Not! 2017'.

Por: EL TIEMPO

Foto por: Archivo particular

El certificado le será entregado al gerente general de la catedral, Raúl Galeano, este 14 de agosto en Miami.

Catedral en Ripley’s

El anuncio lo hizo el artista plástico y tenor Mateo Blanco, portavoz para América Latina de Ripley Entertainment, el emporio creado a partir de la historieta ‘¡Believe It or Not!’ (Aunque usted no lo crea). Para Edward Meyer, vicepresidente de Exposiciones y Archivos del grupo fundado por Robert Ripley hace 98 años, la catedral no solo tiene una historia interesante, sino que es “un lugar mágico e inolvidable y un monumento arquitectónico de nivel mundial”. El certificado le será entregado al gerente general de la catedral, Raúl Galeano, este 14 de agosto en Miami.

COPYRIGHT © 2016 EL TIEMPO Casa Editorial. Prohibida su reproducción total o parcial, así como su traducción a cualquier idioma sin autorización escrita de su titular. ELTIEMPO.com todas las noticias principales de Colombia y el Mundo.

Ripley Entertainment Inc|RIPLEY’S BELIEVE IT OR NOT! AQUIRES ONE-OF-A-KIND DOLLY PARTON PORTRAIT

Mateo-Blanco-Edward-Meyer-Ripleys-Museum

STUNNING PORTRAIT MADE ENTIRELY FROM CLOTHING IS A TRIBUTE TO HER “COAT OF MANY COLORS” SONG.

Orlando, Fla. (June 8, 2016) – Ripley’s Believe It or Not! Gatlinburg will soon be home to a one-of-a-kind portrait of Tennessee native Dolly Parton.

The portrait is a tribute to the singer’s hit song “Coat of Many Colors.” In it, Parton sings about her mother stitching together rags to make a coat for her when she was a child. For the portrait, Orlando, Florida artist Mateo Blanco used pieces of clothing that belonged to his grandmother to create a stunning likeness of the beloved entertainer. It’s made entirely of pieces of cloth; nothing is painted.

“There are a variety of fabrics in the portrait, some are humble and worn, others are golden, all stitched together to represent both Dolly’s humble beginnings and her success in life,” said Blanco.

“Dolly Parton is one of the kindest human beings I have ever met,” said Ryan DeSear, General Manager, Ripley’s Believe It or Not! Gatlinburg. “Her roots to our community are strong and I can think of no one else who gives more back to the area. It celebrates her success as an artist, as well as one of her greatest songs, and it promotes our local quilting heritage. It is the perfect unbelievable piece for Ripley’s Gatlinburg Odditorium.”

This is the 15th Mateo Blanco creation that Ripley’s has acquired. He specializes in stunning portraits made from unusual media, including dog hair, sugar, pasta, chocolate, peanuts, coffee beans and wool. He’s also an opera singer who has performed around the world, and a lifelong fan of Dolly Parton. His work hangs in Ripley’s Odditoriums around the world.

Copyright ©2016 Ripley Entertainment Inc. All rights reserved

EFE| Ripley, especialista en asombrar, quiere mostrar sus tesoros en Latinoamérica

Ripley Entertainment, el emporio creado a partir de la popular historieta “Believe It or Not!” (Aunque usted no lo crea), se propone mostrar en 2017 a América Latina parte de su colección de objetos extraordinarios.

Mateo-Blanco-Edward-Meyer-Art-Ripley's

Edward Meyer, vicepresidente de Exposiciones y Archivos del grupo fundado por Robert Ripley (1890-1949) hace 98 años, compró 78 objetos fuera de lo común en un recorrido por Medellín, Cartagena de Indias y Bogotá.

Según dijo a Efe, la adquisición más valiosa fue un lote de 60 pinturas del tamaño de la cabeza de un alfiler hechas en los años 50 del siglo pasado por Ernesto Avilez Zambrano, quien a diferencia de los miniaturistas de hoy en día no usaba microscopio para pintar.

“Son muy hermosas. Las obras pertenecieron a (José María) Escrivá de Balaguer, el fundador del Opus Dei, y estaban en manos de una familia colombiana”, dijo el artista plástico y tenor Mateo Blanco, portavoz para asuntos relativos a América Latina de Ripley Entertainment y cuyas obras, hechas en materiales como pelo de perro, chocolate o maní, forman parte de las colecciones del grupo.

Avilez Zambrano pintaba sobre las cabezas de los alfileres paisajes, escenas de corridas de toros, edificios y hasta el escudo de Colombia. Todo ello se puede apreciar a simple vista, pero cuando estas obras se exhiban se ofrecerán lupas al público.

Meyer lleva casi 40 años recorriendo el mundo en busca de objetos insólitos, como lo hacía hasta su muerte en 1949 el dibujante Robert Ripley, quien supo captar el interés del ser humano por lo extraordinario en unas viñetas que se publicaban y divulgaban en medios de todo el mundo.

Hoy Ripley Entertainment, propiedad de un grupo canadiense, cuenta con 95 atracciones en una decena de países que son visitadas por más de 14 millones de personas al año, según dice su página web.

Todas cumplen con los propósitos de educar y entretener que han marcado la actividad de este grupo empresarial desde sus inicios.

En el mundo hay 32 Odditoriums (de odd, rareza en inglés) de Ripley, cada uno con unos 500 objetos que son cambiados periódicamente para mantener la capacidad de asombrar, otra característica de Ripley.

Solo hay tres Odditoriums en América Latina y los tres están en México (Guadalajara, Veracruz y México D.F.), pero Ripley también organiza exposiciones temporales en museos y otros recintos.

Meyer dijo a Efe que para este año tienen planeada una exposición temporal en la capital de Colombia, que puede ser luego llevada a otras ciudades del país, y ya están pensando en futuras exhibiciones en Chile, Argentina y Brasil. En 2017 una de las atracciones de Ripley llegará a América Latina, según el directivo.

Ripley compró también en Colombia máscaras de los indios del Amazonas y objetos de artesanía de pueblos indígenas del Pacífico, además de pinturas de Zuly Sanguino, una artista sin brazos ni piernas que pinta con la boca, y de Sandra Díaz, que recrea en papel toalla la variada flora y fauna del país.

El objeto más valioso de todos los que Ripley ha atesorado a lo largo de sus casi 100 años de historia es un Rolls Royce que perteneció a John Lennon, y el más raro, un elefante disecado que tiene dos trompas.

El ex-Beatle asesinado no es el único personaje mundialmente conocido del que Ripley posee algún objeto. La lista incluye a George Washington, padre de la independencia de EE.UU., y al presidente Abraham Lincoln y también a Frank Sinatra, Marilyn Monroe, Michael Jackson y Elvis Presley, entre otros muchos.

“Lo más importante es educar de una manera divertida”, dice Meyer.

En Colombia Meyer y Blanco, autor de un retrato de Jennifer Lawrence hecho con más de 10.000 granos de maní que está en exhibición en el Museo Slugger de Louisville (Kentucky), descubrieron algo que no es un objeto pero es tanto o más valioso.

El premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez, máximo exponente del “realismo mágico”, fue un asiduo lector de la historieta “Believe It or Not!” y escribió el obituario de Robert Ripley para el diario El Universal de Cartagena de Indias, en 1949.

“Pasará mucho tiempo antes de que el mundo se olvide de su nombre, porque su valor simbólico tiene que perdurar mucho más allá del día en que la humanidad empiece a convenir en que existen muchas más cosas de la que ella es capaz de conocer”, escribió quien llegaría a ser uno de los mejores escritores del mundo.

© 2016 Agencia EFE. Todos los derechos reservados

Diario Las Américas| Ripley, especialista en asombrar, quiere mostrar sus tesoros en Latinoamérica

EEUU CURIOSIDADES | 18 de mayo de 2016

Mateo-Blanco-Edward-Meyer-Ripleys

Miami (EE.UU.), 18 may (EFE).- Ripley Entertainment, el emporio creado a partir de la popular historieta "Believe It or Not!" (Aunque usted no lo crea), se propone mostrar en 2017 a América Latina parte de su colección de objetos extraordinarios, acrecentada recientemente en Colombia, dijo hoy a Efe uno de sus directivos.

Edward Meyer, vicepresidente de Exposiciones y Archivos del grupo fundado por Robert Ripley (1890-1949) hace 98 años, compró 78 objetos fuera de lo común en un recorrido por Medellín, Cartagena de Indias y Bogotá.

Según dijo a Efe, la adquisición más valiosa fue un lote de 60 pinturas del tamaño de la cabeza de un alfiler hechas en los años 50 del siglo pasado por Ernesto Avilez Zambrano, quien a diferencia de los miniaturistas de hoy en día no usaba microscopio para pintar.

"Son muy hermosas. Las obras pertenecieron a (José María) Escrivá de Balaguer, el fundador del Opus Dei, y estaban en manos de una familia colombiana", dijo el artista plástico y tenor Mateo Blanco, portavoz para asuntos relativos a América Latina de Ripley Entertainment y cuyas obras, hechas en materiales como pelo de perro, chocolate o maní, forman parte de las colecciones del grupo.

Avilez Zambrano pintaba sobre las cabezas de los alfileres paisajes, escenas de corridas de toros, edificios y hasta el escudo de Colombia. Todo ello se puede apreciar a simple vista, pero cuando estas obras se exhiban se ofrecerán lupas al público.

Meyer lleva casi 40 años recorriendo el mundo en busca de objetos insólitos, como lo hacía hasta su muerte en 1949 el dibujante Robert Ripley, quien supo captar el interés del ser humano por lo extraordinario en unas viñetas que se publicaban y divulgaban en medios de todo el mundo.

Hoy Ripley Entertainment, propiedad de un grupo canadiense, cuenta con 95 atracciones en una decena de países que son visitadas por más de 14 millones de personas al año, según dice su página web.

Todas cumplen con los propósitos de educar y entretener que han marcado la actividad de este grupo empresarial desde sus inicios.

En el mundo hay 32 Odditoriums (de odd, rareza en inglés) de Ripley, cada uno con unos 500 objetos que son cambiados periódicamente para mantener la capacidad de asombrar, otra característica de Ripley.

Solo hay tres Odditoriums en América Latina y los tres están en México (Guadalajara, Veracruz y México D.F.), pero Ripley también organiza exposiciones temporales en museos y otros recintos.

Meyer dijo a Efe que para este año tienen planeada una exposición temporal en la capital de Colombia, que puede ser luego llevada a otras ciudades del país, y ya están pensando en futuras exhibiciones en Chile, Argentina y Brasil. En 2017 una de las atracciones de Ripley llegará a América Latina, según el directivo.

Ripley compró también en Colombia máscaras de los indios del Amazonas y objetos de artesanía de pueblos indígenas del Pacífico, además de pinturas de Zuly Sanguino, una artista sin brazos ni piernas que pinta con la boca, y de Sandra Díaz, que recrea en papel toalla la variada flora y fauna del país.

El objeto más valioso de todos los que Ripley ha atesorado a lo largo de sus casi 100 años de historia es un Rolls Royce que perteneció a John Lennon, y el más raro, un elefante disecado que tiene dos trompas.

El ex-Beatle asesinado no es el único personaje mundialmente conocido del que Ripley posee algún objeto. La lista incluye a George Washington, padre de la independencia de EE.UU., y al presidente Abraham Lincoln y también a Frank Sinatra, Marilyn Monroe, Michael Jackson y Elvis Presley, entre otros muchos.

"Lo más importante es educar de una manera divertida", dice Meyer.

En Colombia Meyer y Blanco, autor de un retrato de Jennifer Lawrence hecho con más de 10.000 granos de maní que está en exhibición en el Museo Slugger de Louisville (Kentucky), descubrieron algo que no es un objeto pero es tanto o más valioso.

El premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez, máximo exponente del "realismo mágico", fue un asiduo lector de la historieta "Believe It or Not!" y escribió el obituario de Robert Ripley para el diario El Universal de Cartagena de Indias, en 1949.

"Pasará mucho tiempo antes de que el mundo se olvide de su nombre, porque su valor simbólico tiene que perdurar mucho más allá del día en que la humanidad empiece a convenir en que existen muchas más cosas de la que ella es capaz de conocer", escribió quien llegaría a ser uno de los mejores escritores del mundo.

COPYRIGHT© 2015 Las Américas Multimedia Group LLC.